“Cuando te dan la medalla pensás en todo lo que pasaste para llegar a eso”

1

En el marco de lo que fueron los Juegos Panamericanos de Lima 2019,la nadadora cordobesa Andrea Berrino, accedió a dialogar extensamente  con el portal EsDeArgentino.com

En primer lugar, reveló como fueron sus inicios en el mundo de la natación y la influencia que tuvo su familia para que ella se animara a perder el miedo al agua desde muy pequeña. También, expreso lo que representa para ella ser parte del combinado nacional: “Es un orgullo muy grande” tituló mientras se desarrollaba la charla.

En segundo lugar, dio a conocer que significo para ella como el resto de sus compañeras cumplir con el objetivo de traer la mayor cantidad de medallas posibles. Y, contó la insólita situación por la cual se enteraron que Estados Unidos fue descalificado de la competencia y la Argentina obtuvo la presea mientras el equipo ya estaba en la zona mixta dando notas.”Fue una alegría muy grande” agregó.

Finalmente, habló sobre cómo era la Villa Panamericana por dentro y la buena energía que había entre los mismos deportistas, sin importar de qué país provenían. Cerró con que estilo se destaca y la importancia de trabajar en equipo en los relevos.

Todo empezó….

  • ¿Cómo empezaste en la natación?

Empecé la natación de muy chiquita, a los cinco años. Tengo dos hermanos más grandes que iban a natación. Y, bueno empecé en Rio Tercero. Yo los iba a buscar con mi mama y a la vez, bueno, la que fue mi primera entrenadora Susana Sonder me vio.

Aparte yo en ese momento le tenía mucho miedo al agua. A mi mama le costaba bañarme porque era todo un tema bañarse para un nene, que generalmente mucho no le gustan.

A me daba mucho miedo el agua. Teníamos una pelopincho que también me daba mucho miedo, así que bueno, ahí empecé a nadar y nunca dejé.

  • ¿Qué representa para vos ser parte de la Selección Argentina?

Para mi representar a Argentina, al país, ser parte de la Selección obviamente que es un orgullo. Cómo en cada deporte se tienen objetivos y es llegar a la élite de cada deporte. Así que bueno, obviamente que para mí, es un orgullo muy grande poder representarlo de la mejor forma en todos los torneos.

  • Las Sirenas en Lima 2019 se lucieron con medallas: ¿Cómo se vivía desde adentro lograr el objetivo?

La verdad que fue muy lindo toda la selección, más allá de las sirenas. Dé las chicas que por ahí tuvimos un par de concentraciones solas previo. Teníamos el mismo objetivo que era conseguir la mayor cantidad de medallas posibles. Sé tuvieron en cuenta todas las oportunidades como así también los relevos y demás.

Así que la verdad que se vivió muy lindo, con una energía muy linda. Aparte, obviamente como somos todos amigos y es disfrutar del logro del otro. Realmente sentirse orgulloso porque estamos todos cumpliendo, digamos, con ganas de cumplir nuestros objetivos.

Y bueno, por ahí le pasa eso a las chicas que estamos-digamos aclara- como súper unidas.

Y paso también mucho en los relevos de las chicas y de los chicos esa energía que se sentía la verdad que fue muy linda.

  • ¿En qué o quién pensabas cuando te dieron la medalla?

Nada… (Piensa) cuando te dan la medalla en ese momento estas como muy eufórico (risas), pero también fue muy particular la forma en la que nos enteramos de que habíamos ganado la medalla porque habíamos quedado cuartos pero bueno.

Nos habían dicho que el tablero, los tiempo oficiales entonces nos quedamos ahí con eso. Fede Grabis se dio cuenta de eso y bueno…lo dejamos pasar hasta que estábamos haciendo las notas en la zona mixta y ahí se acerca una de las chicas de la organización y le dice a Santi Grassi “Chicos apúrense” y nos parecía raro porque teníamos que digamos, es una obligación tener que dar las notas. Las teníamos que dar. Y nos apuró. Entonces Santi dice “¿Qué paso?” pensábamos alguien tiene control antidoping. No sabemos porque nos apuraban. Y Santi, creo que fue el que dijo, no me acuerdo bien porque yo estaba Santi, Juli y yo.Y Fede estaba hablando en ese momento.

Entonces ahí le dijo: “Descalificaron ahí” y como que hace así con la cabeza entonces salimos corriendo, nos cruzamos a los entrenadores. Y nos dicen “¿Por qué tanta felicidad?” .No entraba tanta felicidad en el cuerpo. Y ahí,nos enteramos que habían descalificado a… (Piensa) no sabíamos bien, hasta que llegamos a la zona de pre competencia, que es donde los preparan para salir a premiación.Y no sabíamos si cambiarnos o no, hasta que la chica dijo “Si cámbiense pero esperen acá afuera que tenemos que avisar a los chicos de Estados Unidos que están descalificados “Así que una alegría!

Creo que hicimos más quilombo en el podio que Brasil que saco el oro. Así que la verdad que… (Piensa) uno por ahí en el momento disfruta mucho y después se pone a pensar en todo lo que tuvo que pasar. En toda la gente que ayuda. Porqué si, se nos ve a nosotros nadando pero tenemos atrás a la familia, al entrenador, al preparador físico, nutricionista, medico deportologo, fisioterapeuta, es un montón de equipo que hace digamos el trabajo invisible que no se ve.

Y que obviamente, más allá de todo el esfuerzo, que hace el deportista en sí. Es mucha gente la que esta atrás de eso entonces cuando se calma un poco la situación te pones a pensar en eso y obviamente como todos, en todo lo que pasaste para llegar a eso. Realmente creo que ese relevo se lo merecía.

  • A la hora de competir, sea de forma panamericana u olímpica, ¿tenes alguna estilo preferido?

Yo soy velocista, revés de espalda.50, 100 y 200 pero también compito en crol. Me gusta competir en 50 más que nada libre y 100 también. Pero bueno, hay relevos que tengo que nada que son de 200 pero bueno, esos dos son los estilos.

  • ¿Cómo era la Villa Panamericana desde adentro?

La verdad que la Villa Panamericana estuvo buenísima! La infraestructura, la organización. Por ahí se nos complicó a nosotros un poquito a nosotros al principio el tema del transporte porque llegamos bastante antes a la Villa. Llegamos como una semana antes. Lo que permitió adaptarnos bien. La verdad que salió todo de diez. El ambiente es súper lindo. Fueron mis segundos juegos panamericanos.

Y el ambiente es súper lindo poder compartir espacios con otros deportistas de otros países que nosotros-hablo nosotros en natación aclara- porque somos un deporte individual que por ahí no tenemos roce con otros equipos o que por ejemplo pasaba que quien ganaba medalla entraba al comedor con la medalla por un pasillo y todos aplaudían. No importaba el deporte, no importaba el país. Había una energía súper linda. Cómo que estuvo muy bueno eso.

Y ese ambiente la verdad que está muy bueno. Aparte, por ejemplo, en nuestro edificio de la Argentina teníamos un departamento en el piso número 1 que habían puesto.

El Comité había puesto un televisor en donde pasaban todos los partidos. La competencia de Argentina entonces si no podías ir a la cancha o por ciertas cosas o al estadio podías ir ahí y ver y alentar desde esa parte.

Pero estuvo muy bueno. La verdad que lo disfrutamos un montón.

 

 

DEJA UNA RESPUESTA